«Hablar y pedir ayuda es la salida»

Agustina Barroso, defensora de la Selección Argentina, vivió momentos difíciles luego de dejar Palmeiras y estuvo a punto de retirarse. Pero reflexionó y dejó un importante mensaje. 

La futbolista de la Selección Argentina, Agustina Barroso, tuvo un segundo semestre de 2022 muy complicado en Palmeiras, club del que se fue tras un conflicto interno. La defensora de 29 años fue apartada del plantel y terminó yéndose con un fuerte descargo.

A comienzos de septiembre el Verdão perdió el clásico ante Corinthians en las semifinales del torneo brasileño y Barroso no fue citada para ese partido. Su compañera Thais se solidarizó con ella y se autoexcluyó de la convocatoria.

A raíz de esta situación, la defensora argentina que llegó a Palmeiras en 2020, publicó un comunicado en sus redes sociales con una serie de denuncias hacia la dirigencia del club y en el que detalló porqué no fue convocada al clásico: «Afirmaron que tenía ‘problemas psicológicos’, me impidieron jugar. Nunca he sido evaluada por un profesional para recibir ese diagnóstico«.

Días después de hacer público su descargo, la defensora oficializó su salida de la institución brasilera: «Si alguna vez había imaginado despedirme del Palmeiras, nunca pensé que sería así», escribió en sus redes sociales.

Hace tres meses que la tandilense se encuentra sin club y entrenando por su cuenta. Con el Mundial de Australia-Nueva Zelanda 2023 en siete meses, el futuro de defensora es toda una incógnita.

La incertidumbre fue aún mayor hace algunos días cuando publicó una foto en su Instagram, con los botines colgados y un mensaje que decía «Gracias a todos».

En ese momento se pensó en un posible retiro tras la situación complicada que vivió en Brasil. Sin embargo, después la propia Barroso aclaró lo que verdaderamente significó ese mensaje.

«2022 ya pasó, es verdad, pero tuve que hacer una pausa para poder empezar el 2023 con una sonrisa. Me costó entender por qué todavía hay gente que toma decisiones o tiene actitudes tan desagradables pero acepté que las acciones y opiniones de los otros no nos definen.

Viví nuevamente situaciones que pensé que no viviría nunca más dentro del fútbol. 2022 fue un año que me hizo llorar muchísimo y que tomé decisiones negativas para conmigo pero con la ayuda de la familia, amigos y terapeutas, entendí que ese no era el camino a seguir», comenzó diciendo Agustina en su posteo de Instagram.

«Necesité unos días para pensar y saber si esta Agustina de 29 años seguía teniendo los mismos sueños e ilusiones que esa Agustina de 6 años. Bueno, esa Agustina de 6 me preguntó porque estaba desistiendo de algo que amo. Sé que todos somos personas diferentes, llevamos la vida de maneras diferentes pero hablar y pedir ayuda entiendo que es la salida.

En cuanto sigo descubriendo, entendiendo y aceptando el camino, siento que no sólo somos ejemplo en los momentos de triunfo y conquistas, sino que también podemos serlo en momentos de debilidad», continuó.

«Colgué los botines, pero fue por unos días nada más. Los había lavado y estaba esperando que se sequen. Nos vemos pronto dentro de una cancha«, cerró y despejó todas las dudas sobre un posible retiro.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí