¿Qué tanto más se puede decir de René Houseman? El día de su muerte y las horas posteriores de la despedida los medios de comunicación se encargaron de contar sus días de gloria en el fútbol, sus coloridas historias adentro y afuera de la cancha, y todas sus penurias.

Quien escribe es uno de los tantos que no lo vio jugar en su esplendor, apenas tengo azarosos recuerdos en blanco y negro. Cuando Argentina gritaba campeón del mundo en 1978, mis cuatro años de vida capturaban las primeras imágenes que guardaría la memoria. Y ahí estaba René, sí, estaba ahí, en el quinto gol a Perú en Rosario, en la vuelta olímpica en el Monumental con Videla en el palco. René estaba ahí y yo no lo veía, es que a René lo descubrí en la adolescencia, cuando el fútbol era mi lectura de cabecera, cuando mi viejo y mi tío futbolero me hablaban de ese wing extraordinario de Huracán.

La historia, en este caso la del fútbol, puede ser tan hermosa que es capaz de hacerte idolatrar a alguien sin haberlo visto jugar. Las jugadas y las historias de Houseman llegaron una tras otra. Y a medida que el conocimiento se ampliaba, el personaje se agrandaba como un muñeco inflable. Y una vez ya conocido el personaje, a René también hay que abrirle la puerta para que ingrese a la categoría de “Dios sucio, de barro”, tal como lo catalogó Eduardo Galeano a Diego Maradona. Son estos dioses de barro los que hicieron cosas espectaculares adentro de una cancha y se mostraron inmensamente humanos afuera, con aciertos y traspiés, tan humanos como vos y como yo.

El campeón con las chicas

A la pregunta inicial de esta nota (¿Qué tanto más se puede decir de René Houseman?), vale destacar un dato que no muchos conocen: René, el “Loco”, el “Hueso”, Houseman, el campeón del mundo que tanto amaba a Excursionistas se había acercado, como tantas veces en su vida, al humilde club porteño para colaborar en el fútbol femenino.

A principios de 2013, cuando René ayudaba al cuerpo técnico de “Excursio”, el periodista Diego Bever le preguntaba en una entrevista para el diario Olé:

-¿Cómo te sentís en el mundo del fútbol femenino?
-Es uno de los placeres más lindos que me ha tocado vivir.

En el último día del maestro, 11 de septiembre de 2017, las chicas del fútbol femenino de Excursionistas le dedicaban estas palabras en el muro que tienen en facebook: “En un día tan especial para todos los que ejercen la docencia y a los que son ” Maestros ” de la vida y por vocación como en este caso es nuestro querido ” Loco ” René Houseman.

Gracias por la simpleza con que nos mostras la vida y cada desafío, desde como pegarle a una pelota, hasta él fuerte abrazo de aliento en la derrota”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here